“Pintando Alegría” abona a la armonía social de los Pueblos Mágicos

0
73

  • La reconstrucción del tejido social y el trabajo en familia, fundamentales para superar obstáculos y promover el desarrollo: Juan Carlos Barragán Vélez

Para las familias que viven en los Pueblos Mágicos el mejoramiento de sus hogares representa habitar en espacios seguros y limpios, lo que abona a una mejor convivencia en comunidad. Eso es lo que promueve el programa “Pintando Alegría” que opera la Secretaría de Desarrollo Social y Humano, Sedesoh, y que fue reconocido por los propios beneficiarios.

“Pintando Alegría” es una acción ejecutada por el Gobierno a través de la Sedesoh, con la cual se ha logrado mejorar el espacio urbano de siete de los ocho Pueblos Mágicos que tiene Michoacán, labor que redunda en la reconstrucción del tejido social y el trabajo en familia, que son fundamentales para superar obstáculos y promover el desarrollo del Estado, afirmó Juan Carlos Barragán Vélez, secretario de Desarrollo Social y Humano.

El beneficio, agregó Barragán Vélez, no sólo es transformar la imagen de estos pueblos sino promover mejores condiciones de vida de las familias que habitan en esas comunidades y que han sido destacadas por las autoridades federales del ramo turístico.

Desde que inició operaciones, “Pintando Alegría” se ha distinguido por ser un programa que “une a las familias, las conforta, logrando así la armonía social, mucha gente tenía años sin poder darle mantenimiento a su casa y ahí es donde atendemos, ese es el compromiso del Gobernador Silvano Aureoles Conejo”, indicó.

COLORIDOS TESTIMONIOS

El paso de “Pintando Alegría” por estas localidades ha logrado llenar de color y calor humano a estas comunidades michoacanas, resaltando el título que ostentan de Pueblos Mágicos.

Lucía González, ama de casa del municipio de Tzintzuntzan, compartió que se siente más feliz y tranquila con el cambio de su fachada: “la verdad nos cambió la forma de ver nuestro pueblo, ahora se ven las calles limpias y en la noche, iluminadas, ha sido un gran cambio”.

Mientras, Sonia Torres Vargas, del municipio de Cuitzeo, dijo que pintar la fachada de su casa con el color elegido para los Pueblos Mágicos la hace sentir que su hogar forma parte del atractivo de su comunidad, “me gusta ver que todas las casas están pintadas igual, para mí eso demuestra que hay orden y armonía entre los que vivimos aquí”.

A su vez, José Luis Moreno, de Angangueo, agradeció que se llevara el proyecto a su municipio, “espero que pueda llegar a todo el Estado, porque realmente se transforma el ánimo de las personas”.

A la fecha “Pintando Alegría”, ha realizado acciones en siete de los ocho Pueblos Mágicos de Michoacán: Tzintzuntzan, Santa Clara del Cobre, Tacámbaro, Tlalpujahua, Angangueo, Cuitzeo y Jiquilpan.